Splash
 

Brenda Romero

Reiteró mi experiencia Tal cual lo anticipada, la dama llegó a Buenos Aires, zona Maipú y Córdoba y a las dos hs de hacerlo me estaba acompañando a un telo de la zona de Plaza San Martín.
Eran cerca de las once de la mañana del jueves.
La situación algo peligrosa por la zona y porque siempre hay gente que te conoce sin que uno lo sepa, pero ya estaba en el baile y , señores: valió la pena.
Debe andar por los 40 pero muy bien llevados y muy en estado.
No es despampanante y se presentó poco producida a mi pedido.
Ya en el telo, es una máquina de sensualidad. Lo suyo no es el atropellarte, sino la seducción corporal a través de mucho mimo, besos, sabiduría para tocar y toda su experiencia e inteligencia volcada a otorgar placer.
Confieso que es la primera vez en mi trayectoria en la que me mantengo al palo aún mientras era penetrado. Normalmente se me caía instantáneamente. Pero la preparación fue tan cargada de sensaciones agradables que se produjo como algo natural y con cero dolor. Un arma medium apta para otorgar placer sin sufrimiento.
Fue una hora de disfrute que terminó con una explosión láctea de mi miembro mientras me clavaba. Se arqueaba antes con habilidad para chupármela mientras me cojía. Todo muy hermoso. LÁSTIMA QUE NO ESTARÁ MUCHO TIEMPO.

No pongo tabla porque no me gusta. Gift $800 más telo. No hago una de mis descripciones pormenorizadas porque Brenda gusta de ir descubriendo la onda de sus visitantes por su cuenta y no le gusta que le pidan cosas, según me cuenta. Pero vale la pena dejarse llevar por ella.

Saludos

deslumbrado

2017-01-05